Centolla

No disponible

14,50 € / unidad

La cantidad mínima de pedido para este producto es 1

  • Crudo
  • Cocido

Descripción

Piezas de 800 a 900 gr. aprox. Proceden en su gran mayoría de las costas francesas y británicas. No tiene la calidad de la centolla gallega, pero se trata igualmente de uno de los mariscos más sabrosos y apreciados. Como la mayoría de mariscos, en Galicia se suele comer simplemente cocida, pero hay quienes prefieren optar por la preparación del “txangurro”, receta típica de la gastronomía vasca.

En el proceso de cocción puede mermar hasta un 20%.

También te puede interesar...
  • Vista rápida
    37,50 € 33,50 € / kg / kg
    ¡Oferta!

    Langostino de excepcional calidad, cultivado en Madagascar cumpliendo los estándares necesarios para ser certificado como agricultura ecológica: alimentación con piensos de origen marino y vegetal, ningún pesticida, hormonas de crecimiento o fertilizante químico. El producto es congelado en origen en un tiempo máximo de 30 minutos desde que se pesca. Así,...

    37,50 € 33,50 € / kg / kg
  • Vista rápida
    27,00 € / kg / kg

    Molusco bivalvo fácilmente reconocible y con gran presencia en los mercados, aunque en muchos casos de orígenes diferentes al gallego, y de calidad inferior. Habita en fondos marinos de poca profundidad, enterrada en la arena, siendo su extracción por parte de mariscadores a pie en las playas o mediante buceo en apnea. Su carne es firme y sabrosa. Se...

    27,00 € / kg / kg
  • Vista rápida
    39,00 € / kg / unidad

    La auténtica lubina salvaje es la gran desconocida para muchos y que la presencia de las de cultivo ha capturado una buena parte del mercado en las plazas debido a su precio. El sabor y textura de la lubina salvaje está muy por encima de las procedentes de piscifactoría, debido a su alimentación rica en crustáceos y peces pequeños, lo que adquiere un...

    39,00 € / kg / unidad
  • Vista rápida
    24,50 € / unidad / unidad

    Uno de los productos más tradicionales de la gastronomía gallega, en el que se combina la masa con los diferentes ingredientes. Su peso es de 1 kg. aprox., y te ofrecemos la posibilidad de escoger entre los ingredientes más habituales: carne, bonito, bacalao con pasas, chocos y zamburiñas. 

    24,50 € / unidad / unidad

Más

La centolla (Maia squinado) es un crustáceo decápodo, de las más explotadas comercialmente, con un elevado volumen de capturas, procedentes en su gran mayoría de las costas francesas y británicas. Vive en la costa en fondos rocosos hasta una profundidad de 100 metros. No tiene la calidad de la centolla gallega, pero sí se trata de una excelente alternativa en cuanto a la veda de la centolla de la ría.

Cuenta con un caparazón de color rojizo o marrón es triangular por delante y casi redondo por la zona de atrás. Está cubierta de una especie de espinas, en las cuales se fijan algas, esponjas, etc. que utiliza para camuflarse. En el borde delantero presenta dos pinchos más fuertes. Posee cinco pares de patas duras y largas.

La centolla, un marisco rico en minerales especialmente en yodo y zinc. El yodo es una de las propiedades nutritivas que actúan en la mejoría de nuestro metabolismo y nivel de energía. El zinc nos ayuda en el proceso de crecimiento y fortalecimiento de nuestro sistema inmunológico. Un alimento ideal para combatir la fatiga.

Para cocer la centolla se pone una cazuela con abundante sal y cuando rompa el hervor se sumerge la centolla. Cuando rompa el hervor se cuentan entre 20 y 25 minutos, dependiendo del tamaño. Se saca de la cazuela y se deja enfriar. 

Para degustarla una vez cocida, se abre el cuerpo y se eliminan las madejas grises que no son comestibles. Las patas se van comiendo de una en una, cascándolas con unas tenazas especiales de marisco y con paciencia de buen degustador de marisco se va extrayendo la carne. Se raspa todo el interior del caparazón, llamado "cacho", y junto con el jugo que contiene se prepara una especie de papilla que se consume directamente con ayuda de una cucharita. 

Hay quienes prefieren optar por la preparación del “txangurro”, receta típica de la gastronomía vasca.